(Fragmento de la obra "Tardes de lluvia en el porche", de la artista María Rosa Muñoz)

El diablo no es el príncipe de la materia, el diablo es la arrogancia del espíritu, la fe sin sonrisa, la verdad jamás tocada por la duda.
(Dicho por Guillermo de Baskerville, en El nombre de la rosa, de Umberto Eco).

jueves, septiembre 30, 2010

Defender la democracia en contra de los golpistas


Un grupo de policías se sublevó esta mañana y, hasta este momento, mantiene “secuestrado” al Presidente de la República. Ha rodeado el Hospital de la Policía en donde el Presidente se encuentra y no permite su libre movilización. Esa tropa insubordinada ha esgrimido pretextos fútiles, exigiendo que se les mantenga prebendas irracionales y ha asumido una actitud claramente golpista.

Parecería que esa tropa ha olvidado que hoy gana el doble de lo que ganaba hace cuatro años; que la nueva Ley les garantiza ingresos mejores que el monto de bonos cada cierto número de años; que mejoraron sus condiciones de trabajo comenzando con el adecentamiento de sus propios cuarteles; que ha sido dotada con mejor armamento y municiones, y que se ha beneficiado con un apoyo sin igual del gobierno nacional.

Esa tropa está deshonrando el uniforme y abusando del derecho a portar las armas que les ha dado el pueblo ecuatoriano al pretender imponer por la fuerza sus pedidos económicos y administrativos. Se trata, sin ambages, de un intento de golpe de Estado bajo pretextos de reivindicaciones de tipo economicista.

La comunidad internacional en su conjunto ya se ha pronunciado en contra de esta sublevación de clara intención golpista que, políticamente, carece de futuro. Alcaldes, Prefectos y otras autoridades de distinta tendencia política —incluso el alcalde de Guayaquil, expresándose desde la oposición política democrática— han manifestado su condena a esta sublevación insensata que deviene en intentona golpista.

Y como no hay mal que por bien no venga, se les cayó la careta a esos dirigentes ultraizquierdistas del magisterio, con conceptos y prácticas antidemocráticas que, en vez de salir a defender la democracia en contra de los golpistas, quisieron pescar a río revuelto. Así, un grupúsculo en Quito trató de tomarse el ministerio de Educación y otro en Guayaquil, utilizando a un puñado de jóvenes, salió a apoyar a los policías sublevados. Pero los maestros de mi patria, en contra de la actitud sediciosa de ciertos dirigentes, están por la defensa de la democracia y se mantienen en una actitud vigilante en defensa de la democracia.

También se les cayó la careta a ciertos periodistas que pretendieron cubrir la intentona golpista como si se tratara de un partido de fútbol, creyendo que con decir que entrevistan a un grupo y a otro, ya cumplían con su deber, como si no se dieran cuenta de que se trataba de un sublevación totalmente antidemocrática. ¿Acaso creen que deben hacer de la trasmisión de una intentona golpista un espectáculo sin ética?

Y, sépalo esa tropa insubordinada: nadie va a dialogar con ella mientras sus miembros tengan un garrote en la mano que en este caso, son las armas que el pueblo les ha confiado en los términos de la Ley y que ellos las están utilizando de manera ilegítima y antidemocrática.

El Presidente de la República, por su parte, ha demostrado en todo momento entereza de espíritu, valor y coraje para enfrentar a los sublevados y defender el orden constituido sin permitir que se menoscabe su autoridad legítima, respaldada por el pueblo ecuatoriano.

Es el momento de manifestarse a favor de la democracia.

4 comentarios:

Sharvelt dijo...

Pero hoy el pueblo Ecuatoriano, el verdadero pueblo y no los grupúsculos de oposición, demostramos que no vamos a tolerar un golpe de Estado contrario a lo que expresamos en las urnas. Y ni el gas lacrimógeno, ni los perdigones, nos asustaron. Este día será el que no deje dormir nunca más a los traidores de la patria que trataron de boicotear la paz y el progreso de la nación.

Raúl, me robo esta entrada para subirla a mi blog, si no hay problemas claro está.

Saludos

Joffre_eupe dijo...

Muy bien Raul! Es exactamente la verdad, Correa es nuestro presidente y lo vamos a defender...Hasta La Victoria Siempre!

María Rosa dijo...

Los maestros de nuestra Patria, son en mayoría nobles y no ha sido arar en el mar todos los programas que ha implementado el Ministerio de Educación, uno de ellos EDUCACIÓN PARA LA DEMOCRACIA... Poquito a poquito se ha sembrado y hoy estamos viendo los frutos de esa siembra.

Carlos dijo...

Y ahora algunos "analistas" dicen que no hubo secuestro, que no hubo intento de golpe de Estado. ¡Qué pésima capacidad de análisis o cuántas ganas de mentir!: regimientos tomados por la Policía, aeropuertos tomados por militares, accesos a las ciudades cerrados, represión brutal contra quienes pretendían acompañar pacíficamente al Presidente en el Hospital de la Policía, disparos contra el vehículo del Primer Mandatario, por solo citar algunos hechos, nos dicen claramente de qué se trató esto. Es claro que el grado de organización y violencia, así como los objetivos de las acciones policiales y militares del 30 de septiembre, no corresponden a una simple "revuelta", sino a un "golpe de Estado", o dicho en palabras de Wikipedia, la referencia que en este momento tengo a la mano, "la toma del poder político, de un modo repentino y violento, por parte de un grupo de poder, vulnerando la legitimidad institucional establecida en un Estado".